La dieta óptima se logra con un horario programado

Un nuevo estudio ha revelado que alcanzar la dieta con resultados óptimos, es posible. Al parecer la clave radica en la repetición. Situación que nos aleja de los malos hábitos alimenticios, para dar paso a un horario estricto y programado. 

Un nuevo estudio, publicado en las Revistas de Cambridge, comentan que después de realizar diversos estudios, los estudiantes que prepararon y consumieron comidas con regularidad, tienen dietas más saludables en comparación con los estudiantes que no siguieron una rutina regular de comer.

Los buenos

El estudio – que observó y estudió los hábitos alimenticios de 1,013 participantes de la comunidad universitaria – identificó como participantes sanos a los estudiantes que preparan las comidas en casa y las comidas que se consumen constantemente por la mañana y por la noche, justo como una dieta regular lo indica.

Los malos

Por otro lado, identificó como estudiantes que muestran una peor salud a aquellos que consumen comidas compradas en el campus y a quienes comían en la carrera o durante el uso de diversos dispositivos tecnológicos. Estos estudiantes también se mostraron mucho más propensos a consumir comidas rápidas azucaradas y grasas, dos factores que como ya sabemos, suelen terminar en obesidad.

Los investigadores plantearon la hipótesis de que los estudiantes que preparan sus comidas estaban obligados a considerar sus opciones alimenticias más que los que comían en contra tiempo.

La cena en familia

Las cenas familiares pueden no ser tan comunes como alguna vez lo fueron, y por ello, esta vez los científicos tienen algo que decir respecto al tema: Comer en familia no sólo proporciona beneficios nutricionales, según lo expresado por el Washington Post, pero los niños que comen con sus padres también tienen un vínculo más fuerte con ellos.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios